Almejas al roquefort

La receta de hoy es suculenta y muy sabrosa, te va a encantar si eres fanático del queso y de los mariscos. Hoy te mostraremos como preparar unas exquisitas almejas al roquefort, ideales para cualquier ocasión y con un gusto que te va a dejar chupándote los dedos. Anímate a hacerlas y ten una rica comida en compañía de tu familia o amigos.

almejas

Este platillo lleva los ingredientes a continuación:

  • 1 kilo de almejas
  • 200 gramos de queso roquefort
  • 1 lata pequeña de nata líquida para cocinar
  • Perejil
  • Sal y pimienta
  1. Lo primero es hacer que las almejas expulsen toda la arena que pueden estar guardando aun. Ponlas a remojar en un recipiente con agua y un puñado de sal. Una vez que estén listas, termina de limpiarlas minuciosamente con tus manos.
  2. Ahora vas a tomar el queso roquefort y lo vas a partir en trozos con tus manos. En una sartén, verte toda la nata líquida y a continuación añade el queso, revolviendo ambas cosas hasta que se forme una crema homogénea.
  3. Encima de esta mezcla vas a añadir las almejas, que tienen que abrirse con el calor. Aquellas que lleguen a permanecer cerradas es mejor que las retires, mientras sigues cocinando las demás y bañándolas con la crema.
  4. Tapa la sartén y déjalo al fuego por unos minutos más, para que la crema se espese y el caldo que han soltado las almejas se evapore un poco. Pasados unos minutos estarán prácticamente listas para servirse.
  5. Termina añadiendo un poco de pimienta y espolvoreando perejil picado por encima, para darles un mejor sabor. Sírvelas bien calientitas.

Puedes acompañar este delicioso plato con un poco de la pasta de tu preferencia. Como ya puedes ver, no se demora mucho en estar listo y es una gran opción cuando no quieres repetir menú en tus comidas.